Vivencias Plásticas

Es cierto que si el color no marca su intransferible circunscripción, el tejido pictórico no arranca ni un fragmento a la noche. Pero si las formas no se rescatan para alzarlas en su soledad y esplendor, tampoco entonces la suma llega a la sustancia universal.
Como en un arañado sueño, el costarricense STANLEY extrae recuerdos e imágenes de las puntas de los dedos. Buscan tesituras, intensidades, demarcaciones, lascivias para una mirada transparente. No hay lisura en las superficies, únicamente debates entre fuerzas que ya han dejado de hacer trampas.
La figuración toma entes visibles que hablan, se mueven, se manifiestan y no cejan en emitir su luz, la que es el primer animal visible de lo invisible.
Por tanto, en la obra de este artista la conjunción de elementos y factores internos y externos son como voces insomnes que llegan al oído como una penúltima ola. Para la última se…

Ver la entrada original 35 palabras más

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s